Pudim Molotov

Pudim Molotov
El pudim Molotov es un postre de origen portugués, hecho de merengue y caramelo líquido muy fácil de hacer y tremendamente delicioso...
Ingredientes

La receta original de este pudim, lleva una cucharada sopera (de 15 ml aprox.) de azúcar por cada clara de huevo que utilicemos y cuatro o cinco cucharadas más de caramelo líquido, pero si os apetece probar una forma diferente de elaborar este postre tan típico de Portugal y darle un toque diferente, os animo a que prepareis mi receta con vodka caramelo, seguro que os va a encantar y si tenéis niños por casa, no dejéis de hacer esta receta, pero obviamente con caramelo líquido como os explique al principio... que puede ser igualmente comprado o elaborado en casa y ya me contaréis!!

Ingredientes para 8 personas ( molde de 24 cm):

200 gr de claras de huevos ( 5 claras aprox. ) 

100 gr de azúcar 

60 ml de vodka caramelo ( o caramelo líquido ) 

2 cucharadas soperas ( de 15 ml ) de sirope de arce 

3 o 4 gotitas de jugo de limón

Pizca de sal 

Elaboración :

1° precalentaremos el horno a 180º y untaremos mantequilla a un molde de silicona de unos 24 cm. ( Tened en cuenta que este pudim crece bastante en el horno, aunque luego bajará, así que no podremos llenar el molde hasta arriba, mejor 3 / 4 de su capacidad para evitar que se nos desborde ) 

2º Echaremos las claras en un bol grande, junto con la pizca de sal y las gotitas de limón, a continuación batiremos con la ayuda de unas varillas eléctricas hasta que estén casi firmes; cuando llegue ese momento echaremos el azúcar en forma de lluvia sin dejar de batir... Luego seguiremos incorporando poco a poco a nuestro merengue, el licor de caramelo ( o caramelo líquido ) y por último, las cucharadas de sirope de arce. Cuando esté el merengue muy firme, dejaremos de batir. 

3º Echaremos el merengue en el molde y presionaremos un poquito para que entre bien en todos sus huecos, meteremos en el horno al baño María 180º sólo 5 minutos, calor arriba y abajo sin ventilador, pasado este tiempo, apagaremos el horno y lo dejaremos otros 5 minutos. Después, abriremos la puerta del horno y lo dejaremos por último 5 minutos más y ya podremos sacarlo y dejarlo enfriar sobre una rejilla. 

4º Cuando esté frío podremos desmoldarlo fácilmente con tan sólo darle la vuelta al molde, eso sí, pensad bien que plato os gusta más para ello, porque una vez que lo desmoldemos es muy frágil y se nos puede romper al cambiarlo de sitio. 

5º Para decorarlo, podéis echarle un poco de más sirope de arce, vodka caramelo y un poco de crocanti de avellanas, pero eso os lo dejo a vuestra elección. 

Espero que os haya gustado. .. si queréis saber más de este postre, podéis ver la receta en el enlace hasta mi blog! Un beso, Elisa.