Pudin de pan y calabaza

Receta fácil y deliciosa. En otoño es temporada de calabazas, es su mejor momento por su precio y porqué es cuando más buenas están. Por eso os propongo este delicioso pudin que os va a conquistar por su sabor riquísimo y su textura suave. Además de que se prepara fácilmente, así que no dejéis de probarlo porque como yo, estaréis deseando que llegue el otoño para volver a comerlo.

Ingredientes

Ingredientes del caramelo: 

  • 150 gr azúcar 
  • molde de 19 cm de diámetro y 12 cm de alto

Ingredientes del pudin:

  • 500 gr calabaza asada o cocida (zapallo) 
  • 5 huevos grandes 
  • 300 gr leche condensada 
  • 500 ml leche evaporada 
  • 50 gr almendra cruda molida 
  • 1 cucharadita canela molida 
  • 1 cucharadita de esencia, extracto o gel de vainilla 
  • 125 gr pan duro del día anterior

Elaboración

Preparación del caramelo:
1.- Ponemos una sartén amplia al fuego a temperatura media alta y vertemos un poco de azúcar en forma de lluvia hasta cubrir la superficie de la sartén.

2.- A medida que se vaya fundiendo el azúcar iremos agregando más azúcar en forma de lluvia encima del azúcar fundido y así hasta que esté todo el azúcar en la sartén.

3.- Evitaremos remover con ningún utensilio para que no cristalice el azúcar, si es necesario solo moveremos la sartén de forma que se vaya moviendo el caramelo por el fondo de la sartén, hasta que tengamos un caramelo de color rubio.

4.- En ese momento apagamos el fuego y lo vertemos en el molde que vayamos a usar, lo caramelizamos por el fondo y por las paredes girando el molde con precaución de no quemarnos. Una vez el molde caramelizado lo dejamos enfriar por completo.

Preparación del pudin:
5.- En un recipiente amplio ponemos los huevos, la leche condensada, la leche evaporada, la almendra molida, el extracto de vainilla y la canela, con una túrmix o batidora batimos a velocidad media hasta integrar los ingredientes.

6.- Una vez bien batida la mezcla añadimos el pan troceado, lo removemos para que se impregne bien con la mezcla y dejamos reposar unos minutos.

7.- Cuando este bien remojado el pan añadimos la calabaza y volvemos a triturar hasta que sea un batido fino y homogéneo, vertemos en el molde caramelizado.

8.- Preparamos una bandeja de horno para hacer un baño maría, colocamos una bayeta o paño de cocina en el fondo y colocamos sobre la bayeta el molde, vertemos agua caliente hasta cubrir la mitad del molde aproximadamente y llevamos a hornear.

9.- Con el horno precalentado a 160ºC (310ºF) con calor arriba y abajo; Horneamos a 160ºC al baño maría de 50 minutos a 90 minutos. (Comprobamos el punto de cocción pinchando a partir de los 50 minutos).

10.- Una vez que ya comprobamos que el palillo sale limpio lo retiramos del horno y del agua y lo dejamos enfriar, cuando se enfrié lo tapamos y lo llevamos a la nevera durante unas horas o hasta que lo vayamos a utilizar.

11.- Para desmoldarlo simplemente colocamos un plato encima del molde y giramos rápidamente, esperamos a que caiga y listo para disfrutar.

¡Probadlo, os va a encantar!