Gelatina de mandarina

Hoy te enseño a hacer gelatina casera, en este caso de mandarina, pero puedes utilizar otras frutas o una mezcla de varias. Si solamente has probado las gelatinas que venden en los supermercados, deberías probar a hacerla en casa, no solamente porque es un postre muy rápido y sencillo de preparar, si no que además tienen muchísimo más sabor que las que venden hechas. En la receta verás que solamente caliento un poquito de zumo para disolver las hojas de gelatina, esto es muy importante, ya que si se calentase todo el zumo perdería muchas vitaminas y sería una lástima. Para la decoración, le quité la piel a tres gajos de mandarina y los coloqué sobe la gelatina una vez solidificada.
Ingredientes
500 ml. de zumo de mandarina

6 hojas de gelatina de 1,5 gr. cada una

2 cucharadas de azúcar
Elaboración
Llenar un bol con agua fría e introducir las hojas de gelatina una a una.
Verter una pequeña cantidad de zumo de mandarina en un cazo, añadir el azúcar y mezclar.
Cuando hierva, sacar las hojas de gelatina del agua y añadirlas al zumo de mandarina.
Retirar del fuego y remover bien hasta que la gelatina se disuelva por completo.
Verter en los recipientes donde se vaya a comer.
Enfriar hasta que se solidifique por completo.