La Avena y sus múltiples beneficios

Descripción
La avena es un alimento muy nutritivo, pero además brinda algunos otros beneficios como reducir el colesterol en sangre, contribuir a la pérdida de peso y evitar el estreñimiento. Este completo cereal es un alimento natural ideal para toda la familia.
Su variedad de nutrientes lo ha hecho muy popular desde la antigüedad. Apenas dos cucharadas de este cereal contienen 100 calorías, un elevado nivel de fibra y de vitamina B1. También posee abundantes proteínas, grasas saludables, hidratos de carbono, minerales, vitaminas y oligoelementos. Es el cereal que contiene mayor concentración de minerales y vitaminas.

Grasas

Contiene ácido linoleico y grasas insaturadas, que pueden ayudarte a bajar de peso y a eliminar toxinas. Las grasas insaturadas son necesarias para el organismo, además son saludables, a diferencia de las grasas de origen animal.

Vitaminas y minerales

Como dijimos, la avena es el cereal con mayor contenido de vitaminas y minerales, entre los cuales figuran: vitaminas (E, B1, B2) y minerales (calcio, zinc, hierro, fósforo y magnesio), presentes en abundancia en la avena, debido a lo cual podemos considerarlo el cereal más completo.

Proteínas

En la avena están presentes seis de los ocho aminoácidos esenciales (en el trigo apenas hay uno, y en la cebada y centeno, ninguno) de allí la importancia de incluir este alimento en la dieta, a favor de otro menos completos.

Hidratos de carbono

Aportan un importante caudal de energía y evitan el cansancio ocasionado por la baja de glucosa.

Fibra

Tiene gran cantidad de fibra que favorece el tránsito intestinal y ayuda a disminuir el colesterol.

Betaglucanos

Dichos componentes permiten absorber el colesterol y los ácidos biliares del intestino, sirviendo como barrera para evitar que los compuestos dañinos lleguen al organismo y sean eliminados naturalmente.

La mejor forma de consumir avena es en copos con el desayuno. Pueden mezclarse con leche o yogur. La cantidad correcta a consumir, son dos cucharadas diarias, para evitar el exceso de calorías.

Con la avena incluida en la dieta podemos evitar el exceso de peso gracias a la fibra que produce una sensación de saciedad. Es diurética, evita el estrés y el insomnio, debido a los hidratos de carbono. Su aporte de energía disminuye la sensación de cansancio y cubre las necesidades vitamínicas de nuestro organismo. 100gr de avena bastan para cubrir las necesidades diarias de vitamina B1, vitamina indispensable para el buen funcionamiento del sistema nervioso y el cerebro.

El ácido linoleico y la fibra que contiene, detienen el colesterol, evitando que llegue al intestino y por tanto la hipertensión y el infarto. Ayuda a reducir el nivel de azúcar en sangre, de modo que es beneficiosa para las personas con diabetes.

La avena depura el organismo por lo que ayuda a perder peso de forma acelerada. La dieta de la avena está basada en el consumo de frutas, vegetales, nueces y queso fresco. Con esta dieta se puede depurar el organismo en una semana.