Plantas

Plantas pequeñas para estancias pequeñas

Plantas pequeñas para estancias pequeñas

Autor: Decogarden

En este vídeo, Iñigo Segurola nos enseña una serie de plantas de tamaño reducido que se adaptan a habitaciones pequeñas.

En estancias pequeñas también se pueden colocar plantas, ya que no todas las plantas son grandes o necesitan mucho espacio para crecer.

Para poner este tipo de plantas nos vamos a basar en una serie de recipientes donde la planta al ser pequeñita no vamos a necesitar trasplantarla, simplemente son recipientes portaplantas que elegiremos de acuerdo a la decoración de la estancia.

Existen plantas de reducido tamaño que son perfectas para espacios reducidos. Un ejemplo de ello son las bromelias vrieseas, que tienen unas inflorescencias realmente decorativas. Otra opción es la selaginella, un tipo de helecho de forma redondeada.

Las beaucarneas o patas de elefante pueden ser también una buena elección porque podemos conseguirlas en tamaño pequeño y son muy decorativas. Un clásico entre las plantas pequeñas es la violeta africana, que florece durante un largo periodo de tiempo.

Para conseguir un efecto vertical, podemos elegir palmeras como la drácena pequeñas o plantas carnívoras como la sarracenias. Por último, si buscas una planta de porte colgante para colocarla en lo alto de una estantería el senecio es una buena opción.

La disposición de estas plantas es bien sencilla. Si tenemos un recipiente base colocaremos las plantas mini directamente en el contenedor original.

La composición de a tres es una composición que siempre funciona. El ojo tiende a a ver como más coherente una disposición de tres elementos.

En la decoración de este salón acogedor para vamos a decorar con unos senecios, de porte colgante, perfecto para colocar en una estantería. De tal manera que creamos una composición con tres plantas de senecio.

No las vamos a trasplantar pero es necesario darle los aportes necesarios de nutrientes. No necesitan mucho riego, es más la tierra debe estar más bien seca, por lo que utilizaremos abonos en barritas frente al abono mezclado con el riego.

De esta forma las plantas dispondrán del abono que necesitan durante tres meses.

Así que ya sabéis, aunque el espacio sea pequeño, no hay escusa para no poner una planta pequeña.