Educación

El juego de tirar la pelota al perro

El juego de tirar la pelota al perro

Autor: Hogarmania

El juego de tirar la pelota puede ser muy adictivo para el perro. ¡Ayúdale a aprender a jugar sin obsesiones!

Los perros necesitan jugar para aprender, crecer y madurar. Aunque hay muchos juegos para perros la pelota es quizás el juguete preferido para muchos de ellos, tanto, que puede convertirse en una pequeña adicción. Una forma divertida de compensar el tiempo que pasan los perros en casa y liberar el estrés a diario es ir con ellos al parque, donde puedan correr y olfatear, o también a la playa en los lugares permitidos.

Mientras que el juego puntual de tirar la pelota puede ser una forma positiva de desahogarse y cansarse físicamente, no hay que olvidar el lado emocional. La rutina de tirarle la pelota a diario de forma repetitiva y constante puede generarle estrés y convertirse en una obsesión para él, que le haga olvidarse de disfrutar de forma relajada del paseo o de socializar con otros perros.

Lo bueno del juego de tirar la pelota

El juego de tirar la pelota de forma puntual es un ejercicio divertido que ayuda al perro a correr y a liberar el estrés acumulado, además de mejorar su obediencia siendo una forma divertida de enseñar a responder a una orden como recoger la pelota.

perros juego pelota

Lo malo del juego de tirar la pelota

Si convertimos el juego de tirar la pelota en una rutina reiterada puede crear adicción y más estrés en el perro que solo quiere su pelota. Esta conducta obsesiva puede hacer que deje de lado otros instintos básicos de su desarrollo emocional como olfatear, relajarse en la hierba y, lo más importante, relacionarse con otros perros.

mascotas perros juego pelota

Evitar la obesión con la pelota

Lo ideal es alternar los tipos de juego y no convertir el tirar la pelota en una rutina autómata que excluya otras formas de juego. Deja que el perro se relaje en los paseos y que se relacione con otros perros sin pelota de por medio. De forma controlada puedes ayudarle a jugar a la vez que socializar, por ejemplo, tirando la pelota en grupo para involucrar a otros perros. Esto les ayudará a relacionarse y aprender a compartir. Cuando se canse físicamente retira la pelota y deja que se relacione con el entorno sin juguetes.

Observa cómo se comporta con la pelota y con los demás perros, es el momento de corregir conductas negativas como la dominancia si ves que el perro se ponerse agresivo con la pelota o la obsesión si no quiere relacionarse con otros. El objetivo es buscar el equilibrio para que el perro juegue de forma relajada sin obsesiones.

Tags relacionados mascotas perros educar perro