Niños

La regresión del niño en la vuelta al colegio

La regresión del niño en la vuelta al colegio

Autor:

Se acerca la vuelta al colegio para los más pequeños de la casa. Un año más nuestros hijos vuelven a enfrentarse al comienzo del curso escolar.

Y las dudas emergen: ¿quién será mi tutor/a?; ¿me tocará con mi mejor amig/o?; ¿podré sentarme en mi pupitre preferido?

Todas estas dudas e inseguridades suponen en los niños un periodo de regresión o de vuelta al pasado, de no avance o retroceso. Los síntomas de que está pasando por este momento se escenifican en que se vuelve a chupar el dedo, se muestra más mimoso o se hace pis en la cama.

En periodos de estrés para los niños como puede ser la vuelta al colegio estas demostraciones regresivas son normales y pasajeras. Este tipo de comportamiento es conocido como “regresión del niño” y puede manifestarse también de otras formas: actuar como un bebé; buscar de nuevo la protección de los padres; mimos y celos; enfados y rabietas, etc.

Al igual que sucede cuando tienen un “hermanito” y comienzan los celos pueden producirse otros comportamientos denominados “regresivos” pero que no son importantes y van desapareciendo con el tiempo y la aceptación de la situación: quieren de nuevo el chupete, sacan los juguetes que utilizaban cuando eran más pequeños o te piden que les des la comida en la boca.

La regresión del niño en la vuelta al colegio

Otros motivos por los que se puede producir la “regresión” en los más pequeños de la casa es cuando tienen miedo a crecer y miedo al fracaso entre los 3 y 5 años, presencia “peleas” y discusiones de los padres o se produce la muerte de una persona cercana.

Debemos saber que no tenemos que preocuparnos ni enfadarnos con nuestros hijos ya que este periodo es pasajero y habitual. Olvidemos frases como “ya eres mayor para hacer esas cosas” ya que lo único que podemos conseguir es atacar el autoestima del niño.

No hay que darle importancia a menos que estos síntomas perduren durante meses porque en tal caso deberíamos visitar al pediatra para que evalúe la situación y dictamine si esta regresión tiene como origen la vuelta al colegio o existe otro motivo.