Árboles

Albaricoque

Albaricoque

Autor:

El albaricoque es un árbol frutal que da sus frutos en primavera y verano. 

Nombre común: Albaricoque, durazno

Nombre científico: Prunus armeniaca

Origen: Asia y Africa

Familia: Rosaceae

Cosecha: Primavera y verano

Fruto: Albaricoque

Plantación: Distancia entre plantas de 4 a 6 metros

Tipo de suelo: poco exigente

Riego: Resiste bastante la sequia

Abonado: en primavera

Multiplicación: injerto

Poda: Rejuvenever los brotres cada 3 o 4 años

Descripción del albaricoque

Los albaricoques son unos árboles frutales de hoja caduca que puede alcanzar los seis metros de altura. Debido a su gran envergadura, los albaricoques debemos plantarlos a una distancia de entre 4 y 6 metros de distancia entre si. Sus frutos, los albaricoques, maduran en primavera y otoño y se comen tanto en crudo como cocinado, en mermelada o como fruta seca. 

Sus hojas son acorazonadas en la base y ligeramente dentadas, de color verde muy intenso, y florece a finales de invierno en tonos blancos y rosáceos. Se cultiva muy fácil, sobre todo en clima templado, si le proporcionamos un suelo bien drenado y rico en materia orgánica. Si lo plantas en cuesta evitarás el encharcamiento que puede llegar a matar al frutal. Otra de las precauciones que debemos tener, en climas más fríos, son las heladas de finales de invierno. Para madurar la fruta necesita muchos días de calor. 

Es un árbol que florece en todas sus ramas y apenas requiere poda, bastará con rejuvenecer los brotes cada 3 o 4 años. También podemos hacer una poda de formación, en caso de que queramos limitar el espacio. Se reproduce mediante injertos a otros árboles como ciruelos o almendros.