Técnicas de cocina

Receta de Tomates secos en aceite de oliva

Receta de Tomates secos en aceite de oliva

Autor:

Karlos Arguiñano explica cómo hidratar los tomates secos y conservarlos en aceite de oliva.

Los tomates secos o deshidratados se obtienen gracias a un proceso lento de secado. En algunas regiones de Italia es habitual encontrar tomates secándose al sol.

Los tomates secos son muy utilizados en la cocina mediterránea, como condimento o guarnición de platos de carne y ensaladas.

Ingredientes:
  • 12 tomates secos 
  • aceite de oliva virgen extra 
  • agua 
  • sal
Elaboración de la receta de tomates secos en aceite de oliva:

Para hidratar los tomates secos, ponlos a cocer en una cazuela con agua durante 5 minutos aproximadamente.

Después, escúrrelos bien y sécalos. 

Cuando estén completamente secos y fríos, ponlos en un recipiente y cúbrelos con aceite de oliva. Déjalos macerar por lo menos durante 5 minutos.

Conservar los tomates secos:

Se pueden utilizar inmediatamente o se pueden conservar en aceite de oliva para usarlos en otra ocasión. De esta forma, los tomates se conservan durante varias semanas.

Consejo:

Es importante que antes de meterlos en aceite de oliva los tomates estén completamente secos y fríos para que no se estropeen y no adquieran un aspecto feo.