Plantas

Naranjos enanos

Naranjos enanos

Autor:

Naranjos enanos. En esta ocasión vamos a hablar de los naranjos enanos, una variedad que podremos cultivar perfectamente en las terrazas de nuestras casas.

Los mandarinos se caracterizan por tener un porte bastante contenido y dar pequeñas mandarinas que resultan muy decorativas ya que estarán colgando de la mata durante prácticamente todo el año.

Otra variedad de naranjo enano es es el kumquat, un ejemplar muy decorativo por sus frutos naranjas que, además, son comestibles, podríamos comerlos incluso con la piel.

Los naranjos enanos son una auténtica maravilla, no sólo por el color de sus frutos que nos acompañarán todo el año, sino también por la fragancia que desprenden sus flores. Es fantástico el olor a azahar, característico de Andalucía y el Mediterráneo en la época de Semana Santa, cuando los naranjos están en flor.

A la hora de trasplantarlos utilizaremos un substrato de calidad ya que los naranjos enanos necesitan una buena tierra. También requieren mucho sol y estar protegidos de las heladas. No pondremos un tiesto excesivamente grande, nuestro consejo es ir cambiando el contenedor progresivamente y añadirle 1 o 2 veces al año un abono específico para cítricos. Así conseguiremos que nuestros naranjos luzcan de una forma especial, con gran cantidad de frutos y unas hojas de color verde intenso.