Suelos y abonos

Sustrato

Sustrato

Autor:

El sustrato es la mezcla de diferentes tierras elaboradas específicamente para asegurar el desarrollo correcto de las plantas.

Existe una gran cantidad de sustratos que varían dependiendo de las necesidades de cada planta, pero lo esencial es que sea de calidad. En una maceta, el volumen de tierra que tienen las plantas es muy limitado. Cuando crecen directamente sobre la tierra, desarrolla el doble de volumen de raíces con respecto al volumen aéreo.

Es decir, existen muchas más raíces de las que nos imaginamos y la función de estas es vital para asegurar el correcto desarrollo y crecimiento de las plantas. En cambio, un contenedor, al no tener suficiente volumen de tierra, nos obliga a prestar especial atención el sustrato para compensar esta escasez. 

Al comprar un saco de sustrato debemos fijarnos en su composición. Un buen sustrato debe tener:

Turba negraTurba negra
Aporta porosidad y una estructura muy estable, favoreciendo el óptimo desarrollo de las raíces.

CompostCompost u otra tierra orgánica
También aporta porosidad y nutrientes esenciales.

AbonoAbonoLos sustratos suelen incorporar un abono que nutrirá a la planta durante las primeras cuatro o seis semanas.

PerlitaPerlita
Las bolitas blancas que se ven a simple vista en la tierra que compramos. La función de este material, generado a partir de la extrusión de mica, es favorecer la "soltura" de la tierra para obtener una correcta aireación y una mayor capacidad de retención de humedad.

Sustratos específicos

También existen sustratos específicos para plantas de flor, que se caracterizan por su composición y el tipo de abono con el que se enmienda la tierra que garantiza una profusa floración. Por otro lado, los sustratos para cactus y sustrato para semilleros incluyen en su composición un porcentaje de arena que aporta la adecuada porosidad y permeabilidad para el buen desarrollo de estas plantas.