Plantación y trasplantes

Plantación de coníferas

Plantación de coníferas

Autor:

Dentro del grupo de las coníferas existen muchos tipos y variedades distintas. En función de su porte, se pueden clasificar en: coníferas de porte rastrero o cubresuelos, coníferas de porte globoso y coníferas de porte erguido.

En este vídeo Iñigo Segurola utilizará distintas variedades de coníferas para crear un jardín alternativo.

Dentro del mundo de las coníferas existen muchos tipos y variedades distintas.

Clasificación de las coníferas según su porte
  • Coníferas de porte rastrero o cubre suelos. Dentro de ese grupo están principalmente los Juniperus. El Juniperus Pfitzeriana Old Gold tiene las hojas en un tono amarillento y el Juniperus Pfitzeriana Glauca tiene las hojas más bien azuladas. En cuanto empieza la primavera adquieren esos tonos más amarillos y glaucos.
  • Coníferas de porte globoso. Dentro de esta grupo está la Picea Pungens Glauca Globosa, perfecta para rocallas, y la Tuya Danica, que crece en forma de bola sin necesidad den podar.
  • Coníferas de porte erguido. Dentro de este grupo está la Picea inversa pendula, cuyas hojas tienden a crecer hacia abajo y adquiere unas formas interesantes.
Plantación de coníferas

Antes de empezar la plantación, tenemos que ubicar cada planta en su lugar correspondiente. Las coníferas de corte vertical irán en la parte trasera, las globosas en un espacio intermedio, y las de porte horizontal rastrero o cubre suelos en la parte delantera. Hecha la distribución de las plantas, el proceso el plantación es el de siempre.

Plantación de coníferas

1. Haces un hoyo de plantación, retiras la tierra y haces una enmienda para conseguir un buen enraizamiento de un sustrato específico para la plantación.

2. Una vez incorporado el sustrato, que va a ayudar de una forma definitiva al buen enraizamiento, vamos a incorporar un producto específico para evitar el amarronamiento de las coníferas. Suelen tender a este color por su falta de magnesio. Así crecerán sanas y saludables.

3. Para finalizar, vamos a realizar un acolchado con gravilla. Taparemos toda la superficie con esta gravilla y junto con las rocas que también colocamos, damos a las coníferas un aspecto de rocalla.

Tags relacionados plantación coníferas