Postres

Receta de Tarta de manzana y azahar

Receta de Tarta de manzana y azahar

Autor:

Bruno Oteiza prepara una tarta de manzana con pasta filo y almíbar de azahar, acompañada de crema pastelera, helado y almendras. Se trata de un postre típico de la cocina libanesa.

Ingredientes (6-8 personas):
  • 14 láminas de pasta filo
  • 1 lámina de hojaldre redonda
  • 4 manzanas reineta
  • 100 gr de mantequilla
  • 50 gr de azúcar
  • helado de nata para acompañar
  • almendras para decorar
  • Para el almíbar:
  • 100 gr de azúcar
  • 1 tapón de agua de Azahar
  • agua
  • Para la crema pastelera:
  • 50 gr de harina de maíz refinada
  • 100 gr de azúcar
  • 4 claras
  • 1/2 l de leche
  • cáscara de limón
  • 1 rama de canela
Elaboración de la receta de Tarta de manzana y azahar:

Pela las manzanas, descorazónalas y córtalas en láminas finas. Derrite la mantequilla.

Unta un molde redondo con mantequilla. Fórralo con 5 láminas de pasta filo, dejando parte de las hojas que sobresalgan del molde. Unta las láminas con mantequilla, tanto las del interior del molde como las que sobresalen para que no se endurezcan.

Pincha con un tenedor la lámina de hojaldre y colócala encima. Vuelve a cubrir con dos hojas de pasta filo, dejando también parte de las láminas que sobresalgan. Pinta con la mantequilla, coloca los gajos de manzana en toda la base, espolvorea con azúcar y unta con más mantequilla. Dobla lo sobrante de estas dos hojas de filo hacia adentro.

Coloca otras dos capas de láminas de pasta filo de la misma forma, unta con mantequilla, coloca la manzana, espolvorea con azúcar y unta con más mantequilla. Así hasta hacer cuatro pisos de filo y manzana (una manzana por piso).

Coloca una última lámina de pasta filo doblada en cuatro, en el centro del molde, unta con un poco más de mantequilla y cierra con las hojas sobrantes de la primera capa del fondo. Por último unta de nuevo con mantequilla, espolvorea con azúcar y hornea a 180ºC durante unos 25 minutos.

En un cazo a fuego suave, prepara un almíbar con el azúcar y un poco de agua. Viértelo a un bol y aromatízalo con el agua de azahar. Nada más sacar la tarta del horno, rocíala con el almíbar.

Para hacer la crema pastelera, infusiona la leche con la corteza de limón y la canela. Mezcla en un bol el azúcar, la harina de maíz refinada y las claras. Incorpora la leche al bol, mezcla y vuelve a introducir la mezcla al cazo. Retira la canela y la cáscara de limón, y mezcla bien hasta que espese. Vierte a un bol y deja que se enfríe.

Coloca en el fondo del plato un poco de crema, sirve una ración de tarta y acompáñala con una bola de helado y unas almendras.