Hogarmania.com

Plantas

Ciclamen o cyclamen: características, cuidados y plantación


El ciclamen es una planta bulbosa originaria de los bosques mediterráneos, donde crece a la sombra de los árboles durante el invierno.

¿Queréis saber cómo alargar y mantener su floración tanto en el interior de vuestro hogar como en el exterior? Tened en cuenta los siguientes consejos.


Características del ciclamen

  • Nombre común: Ciclamen
  • Nombre científico: Cyclamen
  • Familia: Primuláceas
  • Origen: Regiones mediterráneas orientales
  • Ubicación: Interior y exterior si se protege de las lluvias y heladas
  • Floración: Otoño - Invierno
  • Luz: De luminoso a muy luminoso
  • Temperatura mínima: 0-2 ºC,
  • Temperatura ideal: 13-15 ºC
  • Riego: Moderado
  • Abono: Abono de floración

El cyclamen, más conocido como ciclamen, es una planta de tubérculo perteneciente a la familia de las primuláceas. También se le llama artánita y pan de puerco en algunas partes del mundo.

El ciclamen

Como sabéis, la mayoría de las plantas de interior provienen de las zonas tropicales. Sin embargo, esta planta proviene de la zona mediterránea donde los inviernos son bastante marcados y los veranos muy cálidos.

Es una planta que, por lo tanto, agradece los inviernos frescos. El exceso de calor y sol son mortales para ella.

En su entorno natural aprovecha el invierno para florecer. ¿Por qué esa época? Porque en la zona mediterránea es la época en la que se producen las lluvias y ese el mejor momento en el que pueden crecer.

Durante el verano, con los primeros calores, se marchitan las hojas de los ciclámenes y el bulbo queda latente en el suelo hasta el otoño siguiente.

El ciclamen, ¿de interior o exterior?

El ciclamen es una planta perfecta tanto para llenar de color vuestro hogares durante la época invernal como para los jardines del exterior. Lo importante es mantener la temperatura fresca que necesitan.

Si durante la época invernal sois de las personas que ponen la calefacción a mucha temperatura, vuestras variedades no sobrevivirán.

Diferentes variedades de ciclamen

Existen distintas variedades de ciclamen en función del tamaño que alcanzan. Pueden ser pequeños, mayores, con hojas y flores de distintos tamaños.

1. El ciclamen mini: desarrolla unas flores muy pequeñas. En exterior funciona muy bien ya que aguanta las heladas y las bajas temperaturas. En interior se utiliza como complemento decorativo para espacios pequeños.

Ciclamen

2. El ciclamen mediano: es muy prolífero, florece mucho. La mejor opción para este ciclamen son las jardineras (evitando que las heladas le caigan directamente). Son perfectos para la terraza y el balcón.

3. El ciclamen grande: se puede utilizar como planta de interior en lugares muy luminosos, y en exterior exclusivamente en zonas de clima mediterráneo.

Cuidados del ciclamen

Atendiendo a los cuidados básicos, el ciclamen puede estar en plena floración durante todo el invierno.

1. Luz

Destinarle un lugar en vuestro hogar muy luminoso, evitando las zonas con más calor de la casa. El exceso de calor hace que la planta finalice su ciclo antes y reduce su vida ornamental.

Lo ideal es ubicarla junto a una ventana orientada al norte para que reciba mucha luz pero nunca sol directo.

Si notáis que sus hojas comienzan a ponerse más amarillentas, puede deberse a una carencia de luz.

2. Temperatura

Por encima de los 16ºC, su floración comienza a marchitarse rápidamente y su mata entra en periodo de descanso.

Ciclamen y otras plantas pequeñas como centros de mesaEl ciclamen y otras plantas pequeñas para centros de mesa

Si queréis que vuestro ciclamen os dure muchos meses en flor en casa, evitad ponerlo en el lugar más caluroso del hogar y, al atardecer, sacadlo al exterior, al pie de una ventana abierta o en un balcón, donde esté al abrigo de posibles heladas o lluvias copiosas.

Si no queréis realizar esta acción a diario, durará más si lo dejáis en un exterior al resguardo y lo metéis en casa en ocasiones especiales.

3. Riego

El riego es uno de los aspectos clave en el mantenimiento del ciclamen.

Esta planta posee un tubérculo, similar al de la patata pero más pequeño, que es importante que se conserve seco. No hay que humedecerlo al regar.

El riego ha de ser moderado ya que un exceso puede provocar podredumbres y suponer un decaimiento irreversible. Si observáis que las hojas de la parte inferior están más amarillas, puede ser porque sufre de un exceso.

Si se deja secar la tierra, el ciclamen quedará mucho más mustio por deshidratación. Lo ideal es mantener el sustrato siempre húmedo, pero eliminando los excedentes de agua del platillo tras cada riego. A continuación, te contamos el paso a paso para hacerlo:

¿Cómo regar de forma adecuada el ciclamen? El mejor método para hacerlo es el de inmersión.

Cogéis la planta con su tiesto y la introducís en un recipiente. Regáis en ese recipiente, no directamente en la tierra del ciclamen y, poco a poco, irá absorbiendo desde la base lo que vaya necesitando. La dejáis entre 10 y 15 minutos.

Otro dato a tener en cuenta es la temperatura del agua de riego. Es importante que esté entre templada y caliente porque si no, el shock del agua fría va a hacer que pierda también las flores.

Una vez retiréis la planta del recipiente con agua, la situáis sobre un platillo con gravilla. ¿Qué se consigue con esto? Que toda el agua que va drenando la planta, vaya quedando en el tiesto y no en contacto con las raíces en la parte inferior.

Plantación del ciclamen

A la hora de plantar un ciclamen, dependiendo de la variedad, se puede optar por distintas opciones.

1. Plantación del ciclamen en contenedores decorativos

Se pueden colocar en contenedores estancos que sean decorativos sin necesidad de sacarlos de su tiesto. De esta forma, se pueden tener estos contenedores dentro de casa.

2. Plantación del ciclamen en tiestos de exterior

Otra opción es plantarlos en un tiesto en el exterior, en una zona protegida. Si utilizáis la tierra de una plantación anterior, no olvidéis mejorarla y enriquecerla. En este caso, hemos plantado una variedad grande de ciclamen.

3. Plantación del ciclamen en jardineras

Para la plantación en jardineras ,vamos a utilizar sustrato nuevo. Iñigo recomienda utilizar un sustrato hidrocontrol.

Como ya hemos mencionado, los ciclámenes no hay que regarlos en exceso. A veces ocurre que el sustrato se seca, quedando bastante mustia la planta, y, al rehidratarla de nuevo, sufre.

Para conseguir que el sustrato mantenga la humedad durante mucho tiempo, el sustrato hidrocontrol es perfecto. De hecho, mantiene hasta un 40% más de agua disponible para las plantas.

Las variedades escogidas para la plantación en jardinera son de tamaño medio, perfectos para terraza y balcón. ¡El efecto es precioso! Pero, eso sí, evitad que la helada caiga directamente sobre ellos.

Consejos a la hora de comprar ciclámenes

Cuando vayáis a comprar algunas variedades de ciclámenes, fijaros en que la mata de las hojas esté en perfecto estado y que haya muchas nuevas flores en forma de capullo. De esta forma, os aseguraréis una floración prolongada.

Si os interesa conocer más consejos para hacer una buena compra y que vuestras plantas lleguen lo mejor posible a su destino, nos os perdáis estos tips.

¿Cómo evitar que el ciclamen se marchite al plantarlo en casa?

Una vez hayáis comprado un ciclamen, puede ocurriros que al llegar a vuestro hogar observéis que su sustrato esté completamente seco y sus flores estén un poco caídas e inclinadas.

¿Cómo evitar que el ciclamen se marchite al plantarlo en casa?

¿Cómo podéis recuperarlas? Debéis hidratar su cepellón antes de realizar cualquier plantación con ellos. De esta forma, observaréis cómo vuelven a su posición vertical inicial.