Ropa y tejidos

Consejos para planchar de forma eficaz

Consejos para planchar de forma eficaz

No cargar la lavadora hasta los topes, sacudir y estirar la ropa antes de tenderla o elegir una tabla que sea de altura regulable, son solo algunos de los consejos que te damos en el siguiente artículo.

Planchar la ropa puede resultar una tarea tediosa y laboriosa. Tanto es así que siete de cada diez españoles odian planchar, según una encuesta realizada por Puntronic.

Por ello, hoy te traemos unos consejos que te ayudarán a sobrellevar esta labor de forma eficaz.

LAVADO Y SECADO

Para que planchar nos resulte una tarea menos complicada conviene tomar precauciones a la hora de lavar la ropa:

  • No cargar la lavadora hasta los topes. Este error es muy habitual cuando se nos acumula la ropa. Lo mejor es poner la cantidad justa, siempre dejando un espacio para que la ropa no quede tan apretada.
  • No utilizar temperaturas muy elevadas en el ciclo de lavado.
  • No pasarse con el centrifugado.
  • Sacar y tender la ropa nada más terminar el proceso de lavado.
  • Si utilizas la secadora, te aconsejamos que evites comprimir la ropa y la sacudas antes del ciclo de secado.
  • Sacudir y estirar la ropa antes de tenderla.
  • Colocar las pinzas en las costuras de la prenda para evitar marcas en zonas de visibilidad.
  • Colgar los pantalones por el dobladillo inferior, para que el peso de la cintura y los bolsillos los vaya estirando.
  • Secar lo que se pueda en perchas, como camisas, vestidos o jerséis.
  • Si secáis las camisetas en una cuerda o tendedero, colocar las pinzas en el dobladillo de abajo.
  • Los suavizantes reducen la necesidad de planchado.

lavadora

PLANCHA O CENTRO DE PLANCHADO

Un centro de planchado facilitará tu trabajo. Aparte de su alta eficacia en desinfección, higieniza y elimina los malos olores de la ropa. Aunque, si tienes una plancha de vapor normal, sirve perfectamente.

A la hora de empezar la sesión conviene tener en cuenta las siguientes medidas:

  • Seguir las indicaciones de las etiquetas de cada prenda.
  • Asegurarse de que la base de la plancha está limpia y no ensucia la ropa. Aunque no lo parezca, la plancha es un electrodoméstico que debe limpiarse periódicamente. Si algo se pega, hay que quitarlo al momento.
  • Este truco ya lo conoces: poner del revés algunas prendas como pantalones de algodón, vaqueros y de prendas de pana.
  • Si es la primera vez que se plancha algo, conviene comprobar su resistencia al calor en algún lugar escondido.
  • Aplicar movimientos rápidos y ligeros en tejidos delicados.
  • No planchar las cremalleras directamente ni los botones porque se pueden deteriorar.

etiqueta ropa

Aplicar la temperatura adecuada

  • Agrupa las prendas y empieza por las que necesiten menos calor.
  • La ropa de material sintético como el nailon, poliéster o acetato requieren temperaturas tibias.
  • Con la seda hay que usar una temperatura media y algo de vapor.
  • Los jerséis de lana no necesitan vapor, basta con pasadas rápidas y sin exceso de calor.
  • Para los jerséis acrílicos, la temperatura ha de ser tibia.
  • Los tejidos de lana se planchan mejor con vapor.
  • El algodón y el lino exigen alta temperatura, firmeza y mucho vapor.

Al terminar, dejar la plancha en la temperatura mínima para evitar accidentes cuando se vuelva a utilizar.

plancha vapor

Marcas de planchado

Para las prendas delicadas como pantalones o chaquetas de vestir, si quedan brillos o marcas, puedes interponer un paño húmedo y apartar las telas interiores de los forros y bolsillos en cada pasada de plancha.

Los jerséis de pico hay que abrirlos para que no quede la marca de la uve en la espalda.

Para que las camisas queden impecables lo mejor es empezar por el cuello, luego se dobla el canesú de la espalda para planchar a lo ancho esa zona. Después, los puños. A continuación, estira bien las mangas antes de planchar con raya o sin ella. Por último, coloca la camisa en el sentido de la tabla, aborda primero la espalda, y luego cada delantero. Debe colgarse enseguida.

Tabla de planchar

La tabla de planchar es tan importante como como la plancha que utilizas. Conviene que elijas una de altura regulable.

Para su uso correcto, ponla a la altura de tu cadera, de manera que el codo quede flexionado 90 grados para que no tengas que elevar el hombro y tensionarlo.

La elección de la funda también es fundamental. Elige una que sea acolchada y que retenga el calor para que el trabajo sea más eficiente.

Además