Cuerpo

Cómo quitar el esmalte semipermanente en casa

Cómo quitar el esmalte semipermanente en casa

Os enseñamos cómo quitar paso a paso una manicura semipermanente sin estropear nuestras uñas naturales.

La manicura semipermanente es muy recurrida por su acabado natural y duradero. Es una manera muy sencilla de que la manicura no se estropee al poco tiempo y tengamos que estar preocupándonos de repasarlas continuamente y tenerlas siempre perfectas. Igualmente, nuestra uña sufre al no respirar durante los 15 días que dura esta manicura, por lo que tenemos que cuidar e hidratar bien si queremos tener unas uñas fuertes y sanas.

Os enseñamos cómo quitar una manicura semipermanente en casa paso a paso.

Necesitaremos:

  • Papel de aluminio (en 10 trozos rectangulares)
  • Algodón (10 trozos)
  • Quitaesmaltes
  • Un palito de naranjo

Antes de empezar…

La acetona es un producto muy agresivo para las cutículas y nuestra piel. Unta bien los dedos con crema de manos o vaselina, haciendo hincapié en la zona alrededor de la uña.

Retira fácilmente el esmalte

- Lima ligeramente la superficie del esmalte para quitar la capa brillante y permitir que el quitaesmalte haga un mayor efecto.

- Empapa un pequeño trozo de algodón en quitaesmalte, colócalo sobre una uña y envuélvela con papel de aluminio de modo que no se mueva.

- Repite la misma técnica con todos los dedos y deja que haga efecto durante unos 15 minutos.

Quitar esmalte semipermanente con papel de aluminio

- Pasado ese tiempo retira el papel de aluminio con los algodones y comprueba que el esmalte se haya despegado y levantado.

- No te preocupes si todavía quedan partes sin despegar. Retira el esmalte que haya quedado con el palito de naranjo, suavemente para no estropear la uña. Estos restos saldrán con gran facilidad, por lo que no hagas demasiado fuerza, podrías estropear tu uña natural.

Palo de naranjo

Pule e hidrata

Las uñas sufren mucho con este tipo de manicuras. Es muy importante el hidratarlas bien, ya que llevan alrededor de dos semanas sin exponerse al sol o al aire y quedan bastante débiles tras este tipo de manicuras. Sigue estos consejos para cuidarlas y mantenerlas sanas.

- Suaviza la superficie con una lima especial para pulir la uñas. Estas tienen una textura diferente a las limas tradicionales y son menos agresivas.

- Hidrátalas bien. Para ello puedes utilizar un aceite de cutículas alto en vitamina E o por defecto, crema para uñas o manos.

Añade una generosa cantidad del producto que prefieras sobre cada uña y aplícala con un pequeño masaje para su total absorción.

Hidratar las uñas con crema

Además