Pescados y mariscos

Receta de Cazuela de pulpo

Receta de Cazuela de pulpo

Autor:

Karlos Arguiñano prepara un guiso de pulpo con patatas, alga espagueti de mar, pimiento, cebolla y pimentón.

Ingredientes (4 personas):
  • 1.300 gr de pulpo
  • 50 gr de espagueti de mar (remojado)
  • 6 patatas
  • 3 dientes de ajo
  • 1 cebolla
  • 1 pimiento verde
  • 100 ml de vino blanco
  • aceite de oliva virgen extra
  • 2 hojas de laurel
  • pimentón
  • pimienta
  • sal
  • perejil
Elaboración de la receta de Cazuela de pulpo:

Pela y pica los ajos y rehógalos un poco en una cazuela con un chorrito de aceite. Pica la cebolla en dados y añádelos. Retira el tallo del pimiento, retírale las pepitas y pícalo en dados. Añádelos a la cazuela. Rehoga todo bien. Sazona.

Trocea el pulpo, salpimienta y añade a la cazuela. Cubre con agua, incorpora las hojas de laurel y vierte el vino. Deja cocinar 20 minutos.

Pela las patatas, córtalas por la mitad y agrégalas a la cazuela con las verduras. Añade el espagueti de mar y cuece todo junto durante 20 minutos más. Espolvorea con perejil picado.

Sirve el pulpo y espolvorea con pimentón.

Información nutricional de la receta:

Plato que nos aporta proteínas de calidad, energía, vitaminas y minerales.

Las grasas de este plato son saludables, siendo un plato que puede formar parte de una dieta cardiosaludable. Así, las grasas del aceite de oliva mejoran el funcionamiento digestivo, y nos ayudan a bajar el colesterol.

Aunque incluyamos el pulpo dentro de los mariscos, son los crustáceos los que tienen mucho colesterol, estando el pulpo dentro del grupo de mariscos que apenas tienen colesterol. Como alimento de mar, el pulpo tiene un alto contenido en minerales, destacando el zinc, mineral necesario para que se den en óptimas condiciones los procesos de división celular, para un correcto funcionamiento de las defensas y para evitar la infertilidad. También nos aporta minerales de interés como el hierro, selenio, magnesio, manganeso y cobre. No tiene muchas calorías, de manera que si lo cocinamos con poca grasa puede formar parte de un menú adelgazante sin problemas.

Es un plato que cuesta masticar y digerir, ya que las proteínas del pulpo son duras y fibrosas. Por este motivo se desaconseja este plato a niños de corta edad y a personas mayores con problemas de dentición.

Las patatas que acompañan al pulpo nos aportan la energía que necesitamos para poder realizar nuestras actividades diarias sin cansancio y con buen humor al aportar hidratos de carbono, completando así el valor nutricional del plato.

El pimentón nos ayuda a hacer mejor la digestión del pulpo y mejora el aporte de antioxidantes.

De postre comeremos una fruta y un yogur

EL MENÚ DE LA NUTRICIONISTA

Comida:

Cena:

Consejo de la Doctora Telleria:

Para no tener problemas de digestión con el pulpo, que la ración sea moderada.