Hogarmania.com

Recetas anteriores

Salmorejo cordobés con huevo cocido y jamón, la receta tradicional por Karlos Arguiñano


Aprende a preparar una de las cremas frías más rápidas, fáciles y refrescantes de nuestra gastronomía: el salmorejo cordobés tal y como se elabora la receta del salmorejo tradicional. Te enseñamos todos los pasos que sigue Karlos Arguiñano para que os salga perfecta y muy apetitosa.

El salmorejo es una crema espesa deliciosa que se sirve y degusta fría, por lo que suele ser una de las sopas y cremas frías para verano que más se emplea para cenar ligero o comer de primer plato. Gracias a su toque refrescante no se nos hace tan pesado comer durante los días más calurosos. ¡Y además se hace en un abrir y cerrar de ojos!

Se puede preparar majando los ingredientes lentamente en un mortero, con una batidora o en un robot de cocina (tal y como preparamos el gazpacho en Thermomix).

En esta ocasión, Karlos Arguiñano nos enseña a elaborar el salmorejo cordobés tradicional con la batidora y acompañado con huevo cocido y jamón ibérico. Está indicado para combatir y disfrutar de las altas temperaturas del verano e incluso los días cálidos de primavera.

Y dado que es una receta andaluza, ¡tampoco falta entre las recetas típicas de la Feria de Abril! Vamos allá con los ingredientes y la elaboración.

Karlos Arguiñano, 26 de abril de 2023

Tiempo de preparación: 20 minutos
Tiempo total: 45 minutos


Ingredientes (4 personas):

  • 1 kg. de tomates
  • 200 gr. de miga de pan
  • 1 diente de ajo
  • 100 gr. de jamón ibérico
  • 2 huevos
  • agua
  • aceite de oliva virgen extra
  • sal
  • perejil

Elaboración de la receta de Salmorejo cordobés con huevo cocido y jamón por Karlos Arguiñano:

Cuece los huevos en una cazuela con agua durante 10 minutos desde el momento en que empiece a hervir el agua. Refresca y resérvalos.

Puedes usar también el cocedor de huevos del Lidl para más comodidad.

Paso 1 del salmorejo cordobés

Lava los tomates, córtalos y colócalos en una jarra. Tritúralos bien con la batidora eléctrica.

Paso 2 del salmorejo cordobés

Cuélalos para eliminar la piel y las pepitas y pasa el puré a la jarra.

Trocea la miga de pan e incorpórala. Añade el diente de ajo picado, una pizca de sal y 100 ml de aceite.

Paso 3 del salmorejo cordobés

Tritura todo bien hasta que quede una crema homogénea. Enfríalo en el frigorífico.

Pela los huevos y pícalos en daditos. Pica también el jamón ibérico en taquitos.

Paso 4 del salmorejo cordobés

Emplata la crema de salmorejo cordobés y esparce unos trocitos de huevo duro, jamón y unas hojas de perejil. ¡A disfrutar!

Curiosidades sobre el salmorejo

  • El salmorejo andaluz es bajo en calorías. Una receta rica en fibra vegetal, que favorece la digestión, en vitamina C y E, y en ácidos grasos cardiosaludables.
  • Se suele degustar sobre un plato hondo y se decora con unos trocitos de huevo duro y jamón en taquitos que le dan una combinación ¡deliciosa!
  • La receta de salmorejo se puede consumir durante todo el año, pero está especialmente indicado para el verano o los días más calurosos de primavera porque es un plato muy refrescante.

A continuación, proponemos otras formas de preparar salmorejo ¡seguro que os van a encantar! todo depende del gusto que tengáis.

Otras versiones del salmorejo

Salmorejo con verduras

Esta receta de salmorejo además de los ingredientes básicos de la crema tradicional, incluye calabacín, zanahoria y espárragos verdes entre otras verduras. Un plato que nos mantiene hidratados y correctamente nutridos durante los días de calor.

Salmorejo con crudités

Karlos Arguiñano nos propone el salmorejo tradicional con una guarnición de crudités de brócoli, coliflor, espárragos verdes, calabacín y rabanos. ¡El mejor plato vegetariano de verano!

Salmorejo con crudités

Preguntas que te pueden surgir

¿Qué diferencia hay entre el gazpacho y el salmorejo?

El gazpacho andaluz y el salmorejo son dos cremas frías muy refrescantes y llenas de vitaminas. Pero, ¿en qué se diferencian?

Mientras que el salmorejo cordobés se hace a base tomate, ajo, aceite y pan; la lista de ingredientes del gazpacho es más variada: tomate, ajo, pan, pepino, pimiento, cebolla, aceite, vinagre y sal.

No obstante las dos están igual de riquísimas y se les puede añadir como guarnición unos trocitos de pan tostado, jamón ibérico, huevo duro o pimientos. ¡Ambas son ideales para los días más calurosos!