Hogarmania.com

Decorar baño

10 Ideas para reformar un baño y no morir en el intento


¿Vas a reformar el baño y te resulta un trabajo arduo? Te damos unas cuantas ideas, consejos y trucos para reformar un baño y no morir en el intento. Con una buena organización, los materiales adecuados y profesionales conseguirás actualizar tu cuarto de baño de forma sencilla, ¡sin quebraderos de cabeza! Toma nota.

A veces reformar un baño se nos puede hacer cuesta arriba, y resultar un trabajo arduo y desesperante, sobre todo si no llevamos un orden, una buena organización, compramos materiales inadecuados o no recurrimos a profesionales (si los necesitamos).

Para que esto no te pase, te damos 10 ideas para reformar un baño y no morir en el intento. Un montón de consejos y trucos que te vendrán genial cuando vayas a actualizar el cuarto de baño de forma mucho más sencilla, cómoda y relajada. ¡Toma nota!

Planifica el proyecto

Lo primero que tienes que hacer para reformar un baño es planificar el proyecto, buscando uno que se ajuste a tus necesidades, tu presupuesto y tus gustos decorativos.

Esto te servirá para ver si lo que tenías en mente puesto en práctica supera tu capacidad para poder llevarlo a cabo y si es recomendable buscar un proyecto más simple o recurrir a un profesional. O también, por el contrario, el proyecto se ajusta sobradamente a tu idea y lo puedes llevar a cabo sin ningún problema.

Aunque recurrir a un profesional encarezca el precio, si con eso vamos a evitar morir en el intento cuando reformamos un baño, merecerá la pena.

Planifica el proyecto

Pide presupuesto y compara precios

Como te comentábamos, para determinadas reformas necesitarás la ayuda de un profesional. Para ello lo mejor es que no te quedes con el primero que encuentras sin consultar con otras empresas, gremios y profesionales. Explica bien tu idea a cada profesional, pide presupuesto, compara precios e infórmate de que no haya añadidos que te sorprendan en el precio final.

Pedir un presupuesto detallado a diferentes profesionales antes de comenzar la reforma puede ahorrarnos bastantes disgustos y sorpresas.

Cambia la bañera por ducha

Cambiar la bañera por ducha es una gran idea para reformar un baño. Para empezar, porque ganamos amplitud y espacio en el baño, además de hacerlo mucho más útil, cómodo y apto prácticamente para cualquier persona (personas mayores, personas con movilidad reducida...) Pero no solo eso, con la ducha ahorraremos hasta un 70% de agua.

De hecho, en muchas ocasiones es casi la única reforma que necesita un cuarto de baño. Un baño viejo y con bañera parece aún más viejo, pero si cambiamos la bañera por la ducha (y añadimos un par de complementos más modernos) parecerá otro mucho más bonito y moderno.

Para decorar la ducha, elige revestimientos decorativos resistentes al agua o baldosas que sean de diferente color a los de la pared del baño.

Baño con ducha con baldosas de diferente estampadoFuente: Pinterest

Pinta la bañera si quieres ahorrar

Otra buena opción para reformar el baño y gastar menos dinero es cambiar la bañera. Actualmente existen pinturas muy buenas para sanitarios, que nos permiten renovarlos y dejarlos estupendos. Eso sí, para hacerlo debes lijar bien toda la superficie (requerirá tiempo pero es fácil de hacer) y después pintar bien, con tranquilidad, paciencia y un buen rodillo para que no queden marcas.

Además, las pinturas para sanitarios necesitan un tiempo bastante largo de secado, algo que debes tener en cuenta, porque no podrás usar la bañera entre 3 días y una semana. Para esto, la mejor opción es hacer la reforma en verano o en algún festivo, justo antes de irte de vacaciones, para que cuando vuelvas ya esté todo el trabajo terminado listo para usar.

Te dejamos aquí cómo se pinta una bañera paso a paso: Cómo pintar una bañera vieja

Baño moderno con bañera

Revestimientos de suelo

El suelo es uno de las partes más costosas a la hora de reformar un cuarto de baño. Si quieres hacer una reforma en toda regla, lo mejor será que contrates a un profesional para que te cambie el suelo. De esta manera te quitarás de problemas por falta de experiencia, sobre todo en las esquinas del baño o alrededor del inodoro, que son las zonas más complicadas a la hora de cambiar un suelo.

Si quieres hacer una reforma más sencilla, rápida y económica puedes revestir el suelo con losetas decorativas resistentes al agua. Puedes encontrarlas de muchísimos colores y texturas.

Otra buena idea para reformar un baño, cuando hablamos del suelo, son las baldosas hidráulicas con estampado de mosaico.

A continuación te dejamos unos cuantos ejemplos de cuáles son los mejores suelos para el baño: ¿Cuál es el mejor suelo para el baño?

Cambia accesorios

Una buena idea para reformar un baño y no gastar demasiado es cambiar los accesorios. Cambia el toallero, los muebles auxiliares, soporte para el papel higiénico... Por otros más actuales y prácticos.

En el caso de los complementos, retira todo lo que no utilices, y cámbialos por unos más modernos. Tampoco acumules, deja fuera lo esencial y que convine entre sí. Si tienes la suerte de tener un baño grande, puedes incluso adornarlo con alguna planta, ¡aportan frescor y relax a los baños!

Baño moderno con plantas

Cambia los sanitarios

Cambiar los sanitarios es una buena idea, especialmente si te has mudado a una casa vieja (aquí ya por higiene deberías cambiarlos) o si se han quedado anticuados.

Por ejemplo los lavabos con soporte se ven ya muy desfasados. Cambiando el mueble del lavabo y el propio lavabo por uno más moderno (con formas ovaladas, que vayan por fuera de la encimera...) le darán un toque mucho más actual a tu cuarto de baño.

Lo mismo pasa con los inodoros, que actualmente tienen diseños más modernos y prácticos.

Además, también puedes cambiar la grifería. Actualmente la grifería negra y mate está en plena tendencia, y también la grifería de estilo vintage.

Baño con grifería negra y lavabo moderno

Quitar el bidet

Otra idea para reformar el baño es quitar el bidet. Ese tema siempre es algo polémico porque la gente está a favor o completamente en contra. Lo cierto es que hay diferentes alternativas al bidet y que quitándolo ganamos un montón de espacio, algo que viene especialmente bien en baños pequeños.

Eso sí, si te decides a quitar el bidet durante la reforma, incorpora un grifo o ducha en el inodoro, así mantendrás la rutina de higiene diaria pero ganarás más espacio.

Te concretamos un poco más sobre sus ventajas y desventajas en este artículo: El cuarto de baño: ¿Con bidet o sin bidet?

Grifo para el inodoroPuedes comprar este producto aquí: Ducha para el inodoro

Alicatado nuevo

Además de cambiar la bañera por una ducha, un alicatado nuevo es también uno de los pasos más frecuentes al reformar un cuarto de baño. Si quieres hacer una reforma completa, contrata a un profesional para que te haga el cambio de azulejos y elije texturas de moda: Terrazzo, mármol travertino, baldosas grandes mates...

Actualmente, además, existen esmaltes que pueden aplicarse directamente sobre el azulejo (dependiendo de la marca o el color del azulejo será mejor que apliques imprimación antes), así evitarás cambiar las baldosas y te saldrá una obra bastante más barata.

Alicatado nuevo para reformar un baño

Elige buenos profesionales

Elegir a unos buenos profesionales, si lo necesitas, es esencial. En este aspecto, si quieres un trabajo bien hecho tendrás que buscar a alguien que vaya a hacerlo como tú quieres, que sea limpio y que utilice los materiales adecuados. Para ello, es posible que tengas que gastarte algo más de dinero, ¡pero compensará los quebraderos de cabeza!

Lo mejor para elegir un buen profesional es preguntar a amigos y familiares, quizás ellos puedan recomendarte alguien de confianza que haya trabajado para ellos. Otra opción es buscar empresas por Internet y siempre leer las reseñas de otras personas, para saber si quedaron contentos: Hacen bien su trabajo, respetan los presupuestos...

Tags relacionados reformar baño actualizar baño