Técnicas de bricolaje

Aflojar un tornillo oxidado

¿Tienes un tornillo oxidado que no puedes soltar? En este briconsejo de Bricomanía veremos diferentes trucos para aflojar un tornillo oxidado.

Los tornillos, con el tiempo y la humedad, se pueden deteriorar y el óxido dificulta su extracción.

En este briconsejo, os enseñaremos diferentes maneras de aflojarlos.

Paso a paso para aflojar un tornillo oxidado

Aflojar un tornillo oxidadoPaso 1
Después de haber intentado soltar el tornillo con una llave adecuada y no conseguirlo, os sugerimos que apliquéis generosamente un aceite lubricante en toda la superficie de unión.

Aflojar un tornillo oxidadoPaso 2
Éste producto tiene un poder penetrante que desprenderá el óxido y nos permitirá soltar la tuerca y sacar el tornillo, dando unos golpecitos con el martillo.

Aflojar un tornillo oxidadoPaso 3
Si con esta medida la tuerca y el tornillo no se aflojan, probaremos calentando la superficie de unión, con la ayuda de un soplete. Cubrimos todo aquello que no queremos dañar con una tela húmeda, por ejemplo, y nos ponemos unos guantes y unas gafas protectoras.

Aflojar un tornillo oxidadoPaso 4
Encendemos el soplete y calentamos la zona. El calor dilata el material y consigue despegar el óxido con facilidad.

Aflojar un tornillo oxidadoPaso 5
Aunque, normalmente este procedimiento suele ser suficiente para extraer un tornillo dañado, el siguiente método es infalible. Primero, aplicamos calor usando de nuevo el soplete.

Aflojar un tornillo oxidadoPaso 6
Luego, colocamos hielo. Después de dilatarse a causa del calor, se contrae con el frío y el material se soltará perfectamente.

Aflojar un tornillo oxidadoPaso 7
Con estos sencillos trucos no habrá tornillo que se nos resista.

Además