Hogarmania.com

Ensaladas y verduras

Las mejores algas para cocinar


La cocina asiática resulta fascinante por el tipo de productos que utiliza y su forma de tratarlos. Algunos de estos son completamente ajenos a los que utiliza la gastronomía mediterránea.

Un buen ejemplo son las algas, también llamadas verduras marinas, un tipo de alimento muy común en la cocina japonesa. Y es que, las plantas marinas comestibles son imprescindibles en algunas recetas japonesas míticas, como el sushi o la sopa de miso.

Uno de los aspectos a valorar de la gastronomía japonesa es la preocupación por lograr una alimentación saludable. En este sentido, el uso de las algas contribuye a que esta misión se cumpla con creces, puesto que las verduras marinas gozan de infinidad de propiedades para el organismo.

Con todo, el uso de las algas en las recetas, no solo caracteriza su sabor y las hace únicas, sino que las convierte en nutritivas y saludables.

Si eres fan de la cocina asiática, pero no te atreves a jugar con sus exóticos productos, este artículo te interesa. A continuación, te desvelamos todo lo que debes saber sobre las mejores algas para cocinar y cómo usarlas en tus recetas. ¡Empezamos!

Las algas y su uso en la cocina

Nori

Existen dos variedades principales de alga nori; las que son de color rojizo y las verdes. Su sabor es plenamente marino y con notas saladas.

Posiblemente, este tipo de alga es la que te resulte más familiar. Si eres un amante del sushi la habrás comido cientos de veces, ya que, en efecto, este es el vegetal con el que se enrollan los famosos makis.

nori

Pero su uso no se limita solo a los rolls, sino que se puede consumir de muchas maneras diferentes. Por ejemplo, como snack crujiente en su versión deshidratada. También se puede incorporar en recetas más elaboradas, como arroces, cremas, ensaladas, bases crujientes para canapés... En Japón también utilizan esta variedad de verdura en polvo, como condimento para diferentes recetas.

En definitiva, con este tipo de alga no tienes más que dejar volar tu imaginación, despertar tu instinto culinario y atreverte a jugar con el producto.

Wakame

El sabor de esta alga no es tan pronunciado como el de la nori. La textura es crujiente y, a la vez, carnosa. Si eres asiduo en los restaurantes asiáticos, seguro que te sonará este producto, ya que es indispensable para hacer la tradicional sopa de miso.

wakame

Sin embargo, también se encuentra en otras recetas frescas, como ensaladas aliñadas con vinagre. En este caso, se escalda ligeramente para suavizar la textura.

También puedes añadir el wakame como ingrediente en recetas que no formen parte del recetario asiático o japonés. Por ejemplo, puedes probar de incorporarlo en otros tipos de aliños y ensaladas, como patatas al ajillo con wakame o en una ensalada de cuscús.

Kombu

Esta es el alga más consumida en todo el mundo, puesto que se utiliza mucho para aromatizar caldos como el ramen. Su característica más apreciada es que funciona como una gran potenciadora del sabor, ya que logra realzar la intensidad de los platos hasta siete veces más.

Así que, si quieres probar una alternativa a la sal común para elevar el sabor de tus platos, el kombu es una fantástica opción. En cuanto al gusto, tiene ligeros toques ahumados y salinos.

En Japón también la consumen frita y la utilizan como elemento espesante. Dentro de este último uso, el kombu es un ingrediente presente en la elaboración del seitán.

kombu

Espaguetis de mar

Como puedes imaginar por su nombre, esta alga tiene una particular forma de cinta alargada que recuerda a los espaguetis. La textura es carnosa y crujiente, y su sabor se asemeja al de la judía. Tanto es así, que en Francia se conoce como 'judía de mar'.

En Galicia es común encontrar platos que incorporan los espaguetis de mar recogidos directamente del litoral gallego. Se comercializa en múltiples formatos; al natural, en salazón, deshidratada, en polvo...

Como las demás algas, se puede freír y comerse como aperitivo, así como introducirse en muchos tipos de recetas, como revueltos o sopas. También es una buena acompañante de platos de carne o pescado.

espaguetis de mar

Agar-agar

Seguramente, has consumido esta sustancia procedente de algunas algas, como la Gelidium, muchas veces sin darte cuenta. La razón; este producto se utiliza infinidad de veces en la repostería como espesante, en substitución de la gelatina.

Por esto, forma parte del listado de ingredientes de productos tan comunes como los helados, las tartas o las mismas gelatinas. Para que el agar-agar cumpla su función en la cocina debe entrar en contacto con agua previamente. Es entonces cuando adquiere una textura viscosa.

agar agar

El agar-agar es una buena alternativa vegetariana para elaborar postres sin utilizar productos de origen animal, como las colas de pescado o la gelatina animal. Se vende en polvo o deshidratado en tiras.

Beneficios de las algas para tu salud

Como decíamos al inicio, las algas tienen unos valores nutricionales muy interesantes para la salud de nuestro organismo. Si las incorporamos en nuestra dieta de manera regular tienen un importante aporte de macronutrientes y micronutrientes, entre los que destacan las vitaminas, minerales, proteínas, ácidos grasos omega3, polifenoles y carotenos.

Un estudio elaborado por diferentes científicos y publicado en la revista National Library of Medicine, 'Algae as nutritional and functional food sources: revisiting our understanding' (2017), señala que las verduras marinas ayudan a la protección cardiovascular.

Además, también tienen muchas otras propiedades, como su función de efecto antiinflamatorio, absorción de metales pesados y toxinas, y función probiótica.

Tags relacionados algas