Ropa y tejidos

6 trucos para eliminar las manchas amarillas de la ropa blanca

6 trucos para eliminar las manchas amarillas de la ropa blanca

¿Manchas amarillas en la ropa blanca? ¿Es posible eliminarlas? Sí. Te proporcionamos 6 trucos caseros muy eficaces para eliminar las manchas amarillas de la ropa blanca.

Para quitar las manchas amarillas de la ropa blanca puedes acudir a trucos de diversa índole, desde el uso de la lejía al vinagre blanco o al bicarbonato de sodio. Te enseñamos a recuperar la blancura original de tus prendas favoritas.

1. Lejía

Una opción ideal para quitar las manchas amarillas de la ropa blanca es utilizar lejía. Puedes utilizar este truco tanto si lavas la ropa en la lavadora o a mano.

En la lavadora bastará con echar 100 ml de lejía en el cajetín específico para este producto (estará simbolizado con un triángulo). Si tu lavadora no cuenta con este cajetín, vierte el chorrito de lejía en el cajetín del detergente.

Si lavas a mano, en un barreño o balde, diluye 100 ml de lejía en 10 litros de agua fría. Introduce las prendas a lavar y déjalas en remojo durante 20 minutos. Después lava las prendas con tu detergente habitual. Recuerda, es muy importante que el agua esté fría. Así no se perderá la concentración del producto.

  • Consejo: Utiliza guantes si usas lejía y lavas a mano. Este blanqueador es corrosivo en altas concentraciones. Evita el contacto directo con ojos, nariz y boca.

2. Bicarbonato de sodio

En numerosas ocasiones, os hemos hablado de las bondades del bicarbonato y su capacidad para acabar con manchas de diferentes tipos. Un claro ejemplo: el bicarbonato de sodio es ideal para eliminar las manchas de sangre más secas.

Para quitar o eliminar las manchas amarillas de la ropa con bicarbonato de sodio, sigue estos pasos:

  • 1. Humedece la prenda o la zona en donde se localiza la mancha amarilla.
  • 2. Aplica el bicarbonato de sodio directamente sobre la mancha.
  • 3. Con la ayuda de un cepillo, frota sobre la mancha. Deja que el bicarbonato actúe unos 30 minutos.
  • 4. Lava la prenda en la lavadora con tu detergente habitual.

ropa blanca

3. Vinagre blanco para las prendas delicadas

Además de ser un suavizante natural para la ropa, el vinagre blanco te ayudará a eliminar las manchas amarillas de las prendas más delicadas.

En la lavadora solo tienes que añadir una taza de vinagre en el cajetín del suavizante. Si las manchas son muy duras o llevan mucho tiempo en tu prenda, primero trata la mancha. En un barreño vierte vinagre y agua a partes iguales y deja la prenda en remojo durante unos 30 minutos. Después, lávala con tu detergente habitual.

Si la mancha persiste, mezcla media taza de vinagre blanco con media taza de sal y añade la mezcla a un cubo de agua. Introduce las prendas y déjalas en remojo durante 30 minutos. Después, lava las prendas en tu lavadora o continúa con el lavado a mano.

4. Zumo de limón

Las propiedades ácidas del zumo de limón pueden ayudar a blanquear la ropa. Aplica unas gotas de zumo de limón sobre la mancha y déjalas actuar durante una hora con la prenda expuesta al sol. Después, lava en la lavadora como de costumbre.

Recuerda que no toda la ropa blanca es igual. Algunas prendas serán más delicadas que otras por el tejido de fabricación. Por ello, es muy importante que consultes siempre la etiqueta del lavado de la prenda. Allí podrás saber si puedes aplicar productos blanqueadores como lejía o amoniaco.

Si tienes dudas, aplica la solución elegida sólo en una pequeña parte de la prenda no visible y espera a ver el resultado antes de aplicarla en toda la prenda.

5. Agua oxigenada

El agua oxigenada será uno de tus grandes aliados para recuperar la blancura original de tus prendas. Pero, ¡cuidado! Ten en cuenta que las propiedades blanqueadoras del agua oxigenada podrían dañar tu ropa si es delicada o si es de color.

Prepara en un barreño una disolución de agua fría y agua oxigenada a partes iguales. Sumerge la prenda por la parte afectada dentro del cubo y deja que la disolución actúe hasta que se quite la mancha.

6. Quitamanchas de oxígeno activo

En las tiendas también puedes comprar productos quitamanchas que son específicos para tratar las manchas de la ropa blanca. Las cantidades varían en función de la marca pero, por norma general, se pueden echar directamente en el cubeta del detergente antes del lavado.

Con todos estos consejos y trucos caseros conseguirás que tu ropa recupere su blancura original. ¿Te animas a probarlos?

Además