Carnes

Receta de Brochetas de solomillo y melón con ensalada de rúcula

Receta de Brochetas de solomillo y melón con ensalada de rúcula

Autor:

Receta de brochetas de solomillo y melón con ensalada de rúcula por Karlos Arguiñano, una sabrosa forma de combinar diferentes sabores.

Ingredientes (4 personas):
  • 2 solomillos de cerdo
  • 100 g de rúcula
  • 500 g de melón
  • 2 setas de primavera
  • 200 ml de vino Pedro Ximénez
  • vinagre de Jerez
  • aceite de oliva virgen extra
  • sal
  • pimienta
  • perejil
Elaboración de la receta Brochetas de solomillo y melón con ensalada de rúcula:

Pon el vino y 50 ml de vinagre a reducir en una cazuelita hasta que espese.

Salpimienta los solomillos y dóralos por los 2 lados en una plancha con un chorrito de aceite. A los 4 minutos retíralos y corta cada uno en 6 trozos. Corta el melón en 4 lonchas, pela y dóralas en la plancha durante 2 minutos. Corta cada una por la mitad.

Monta las brochetas alternando 3 trozos de solomillo y 2 de melón. Riega una placa de horno con un chorrito de aceite, coloca encima las brochetas y hornéalas a 200º C durante 5-6 minutos.

Limpia y seca las hojas de rúcula y ponlas en una fuente. Sazona y alíñalas con aceite y vinagre. Mezcla bien. Corta con el cortador de trufa unas láminas de setas y espárcelas sobre la ensalada.

Sirve las brochetas, salséalas y acompáñalas con la ensalada. Adorna con unas hojas de perejil.

Brochetas de solomillo y melón con ensalada de rúcula

Información nutricional de la receta:

Plato que combina diferentes grupos de alimentos siendo muy sano y nutritivo.

Así el solomillo de cerdo es una carne magra que apenas tiene grasa aportándonos proteínas de calidad necesarias para el mantenimiento de la masa corporal.

También tiene vitaminas del grupo B necesarias para un correcto aprovechamiento de los nutrientes, destacando la vitamina B12 que sólo se encuentra en los alimentos de origen animal.

Además el hierro de esta carne es necesario para evitar la anemia y para la buena oxigenación de todos los órganos.

En el plato de hoy, el aceite de oliva es el alimento que nos aporta grasas saludables que nos ayudan a bajar el colesterol y que nos dan energía, y vitamina E de efecto antioxidante que frena el proceso de envejecimiento.
Al tener muchas calorías, es el alimento que más incrementa el aporte calórico del plato luego deberemos tener cuidado con la cantidad utilizada.

La reducción a base de vino y vinagre es una buena manera de dar sabor a la carne sin adicionar grasas y sin aportar calorías.

La ensalada de rúcula y setas de la guarnición ayuda a digerir mejor la carne y supone una buena fuente de vitaminas antioxidantes, minerales y fibra.

Se recomienda una buena guarnición con una cantidad moderada de carne para que el plato sea sano y equilibrado, haciendo esta combinación de carne y ensalada una mejora en la asimilación del hierro de la carne, muy recomendable para las personas con anemia.

De postre una fruta un yogur.

EL MENÚ DE LA NUTRICIONISTA

Comida:

  • Brochetas de solomillo y melón con ensalada de rúcula
  • Pan
  • Fruta
  • Yogur

Cena:

  • Alubias con verduras
  • Pan
  • Fruta
  • Leche