Huevos cocidos con especias

Huevos cocidos con especias
Receta fácil, rápida y deliciosa.
Ingredientes
  • 6 huevos 
  • queso en lonchas 
  • tomillo 
  • romero 
  • orégano 
  • sal 
  • pimienta 
  • un chorro de aceite de oliva
Elaboración
Lo primero que vamos a hacer es cocer los huevos, así que como todos sabemos los ponemos en agua y le añadimos un puñado de sal y un chorro de vinagre.Con esto vamos a conseguir que no se rajen y que luego los podamos pelar mejor, que esto es algo que cuando son frescos nos cuesta bastante, y para las recetas necesitamos que nos queden lo mas bonito posible, que sobre todo los niños comen mas por los ojos que por la boca.

Una vez que estén cocidos, le vamos a quitar el agua y le vamos a añadir hielo, y con esto ¿qué conseguimos? Pues conseguimos lo dicho anteriormente, que se pelen mejor. Una vez que tenemos los huevos cocidos y pelados los vamos a cortar por la mitad a lo largo, como cuando hacemos los huevos rellenos.

Ahora vamos a coger una sartén, y vamos a añadir un chorrito de aceite de oliva, con un poquito vale. Muchas recetas llevan mantequilla, pero vamos yo intento quitar calorías y la mantequilla da muy buen gusto pero es mas pesada, de todas formas eso ya va en gusto, yo prefiero un pelín de aceite de oliva.

Ponemos los huevos en la sartén con la yema hacia abajo, y hacemos pues una especie de redondel y encima le colocamos las lonchas de queso (este queso igual que el aceite, vamos a poner el que mas nos guste o el que menos calorías tenga, yo suelo poner lonchas de queso light).

Ahora le vamos añadiendo las especias, primero la sal, luego la pimienta, y luego el tomillo, el romero y el orégano, el orden da igual, lo que importa es el sabor. Lo llevamos al fuego y ponemos una tapadera a la sartén y lo dejamos, justo el tiempo para que se derrita el queso y lo apartamos.

Y ya está, ya tenemos una deliciosa receta de huevos cocidos, preparados como veis de una manera diferente y que seguro que va a gustar a todos los de la casa.Pues ya está, ya podéis prepararlos y contarme como están, que seguro que deliciosos, y si tenéis alguna cena o comida familiar o de amigos, vais a triunfar también.