Plantas

6 plantas muy resistentes y fáciles de cuidar

Entre todas variedades de plantas que podemos encontrar, hay muchas que son plantas muy resistentes y fáciles de cultivar. ¡Os mostramos 6!

Canal de YouTube de Jardinatis

En esta ocasión, vamos a ver un conjunto de plantas que se caracterizan por tener hojas en distintas tonalidades de verde y por ser unas plantas muy resistentes.

Normalmente, suelen estar en patios o en entradas de casas en las que no hay mucha luz.

6 Plantas muy resistentes y fáciles de cultivar

planta chamaedorea elegans1. Chamaedorea elegans
Esta palmera de interior necesita muy pocos cuidados, con un poco de luz es capaz de crecer y no necesita gran cantidad de riegos. Se podría decir que es una planta que crece sin hacerle gran caso.

sanseviera2. Sanseviera
La Sanseviera o lengua de tigre es una planta crasa con hojas verticales en color verde y es capaz de crecer con muy poca luz. En este caso, es una planta muy típica que podemos encontrar en la entrada a los portales de las casas.

planta clivia miniata3. Clivia Miniata
La Clivia Miniata es una planta muy decorativa con unas hojas verdes oscuras. Al finalizar el invierno suele florecer y se convierte en una planta muy elegante que con muy pocos cuidadas puede florecer todos los años.

aralia 4. Aralia o Fatsia Japonica
La Fatsi Japonica es una planta muy resistente tanto para interior como exterior y necesita muy pocos cuidados. Tiene unas hojas de gran tamaño en forma palmeada y muy brillantes. El único cuidado necesario es quitarles el polvo a las hojas de vez en cuando.

aspidistra5. Aspidistra
La Aspidistra es otra planta muy resistente y se caracteriza por tener las hojas en forma de lanza. Además tiene un crecimiento muy lento y, al año, suele tener una o dos hojas nuevas.

zamioculca6. Zamioculca
La Zamioculca es una planta que pertenece a la familia de las cicadáceas. Se caracteriza por ser una planta verde que no necesita muchos riegos ni cuidados y tiene una hoja verde y elegante.

Tiene unos tallos que parecen crasos y, si se riegan mucho, tienden a secarse. Por ello, se recomienda dejar que el sustrato se seque. La nueva hoja aparece en forma de espárrago y, a medida que va creciendo, va soltando las hojas compuestas.

Además